Estás en:  Municipio

Historia

De herencia árabe, Morata de Jalón fue conocida, durante la Edad Media, como Morata de Iodes y estaba situada en el cerro sobre el que, en la actualidad, se levanta la ermita de Santa Bárbara. De aquel asentamiento primigenio se conservan los vestigios de una antigua fortaleza y de la muralla que lo protegía. En la conocida hoy como calle Mayor, que atraviesa en núcleo, encontramos el origen de la localidad actual.

Los primeros señores de Morata fueron los Martínez de Luna, que se asientan en el territorio en el siglo XIV. Su nieto, Juan Martínez de Luna, fue nombrado primer conde de Morata en 1550.

En 1665, don Francisco Sanz Cortés, infanzón y mercader, compró el condado a doña Ana Polonia Martínez de Luna por 24.000 escudos, además de una renta anual de 18.000 reales de plata durante la vida de la condesa. Cinco años después, en 1670, fue nombrado marqués de Villaverde, mandando edificar el palacio de Morata y un nuevo puente sobre el Jalón, el de Capurnos. En 1884 el condado de Morata pasaba al de Argillo y, posteriormente, al marquesado de Villaverde.

El presente de Morata Jalón se asienta sobre el sector frutícola y la industria del cemento. La empresa CEMEX comienza a funcionar en la localidad en 1932 y, tras 78 años de actividad ininterrumpida, hoy cuenta en sus instalaciones con las tecnologías más avanzadas. También la llegada del ferrocarril constituye un hito en la historia reciente del municipio, ya que contribuyó no solo a  la mejora de las comunicaciones sino también al progreso económico de Morata.